Censo Anual de Capital Extranjero en Brasil

Desde el año 1996, Brasil ha requerido que todas las empresas que tienen accionistas extranjeros informen sobre las inversiones que tengan en el país. El Banco Central de Brasil utiliza esta información del Censo de Capitales Extranjeros para calcular la posición de inversión internacional del país, un estado financiero que resume los activos y pasivos del país. Una posición de inversión internacional neta positiva indicaría a Brasil como un país acreedor, en cambio un cálculo negativo indicaría a Brasil como un país deudor.

Cuando se introdujo inicialmente este requisito, el Banco Central de Brasil solo recogía estos datos cada cinco años. Pero en el 2012, el gobierno cambió la fecha del reporte a una declaración anual. Ahora, las autoridades gubernamentales han puesto en marcha un nuevo cambio a las reglas. Este año, el Banco Central de Brasil implementó ambas declaraciones: una anual y una cada 5 años.

De acuerdo con la nueva normativa, el censo de cinco años es obligatorio para empresas con sede en Brasil que tienen accionistas no residentes que tienen cualquier cantidad de capital en la empresa. Este censo de cinco años también es requerido a las empresas con sede en Brasil que tienen deudas a corto plazo proporcionada por no residentes igual o superior a $1 millón en otra moneda.

Para hacer frente a las obligaciones del Censo de Capitales Extranjeros, los encuestados deben presentar una declaración a través del sitio web del Banco Central de Brasil. La fecha límite de las declaraciones es el 15 de agosto a las 6:00pm. Aquellos que no sigan estas instrucciones estarán sujetos a sanciones que pueden llegar hasta 250.000 reales brasileños.

Si tiene alguna pregunta acerca de los requerimientos del Censo de Capitales Extranjeros, puede comunicarse con nuestros asesores en Brasil, Angelico Advogados.

*Este articulo apareció originalmente en inglés en el Blog de Angelico Advogados bajo el titulo Brazil’s Central Bank Foreign Capital Census.